El Centro de Recursos e investigación Mundo Sordo (CRIMS) se crea el año 2006 con el propósito de dar respuesta a una serie de necesidades sentidas tanto por los beneficiarios como por los profesionales que trabajan en el Instituto de la Sordera.

Cuenta con tres líneas de acción referidas a extensión y difusión, documentación, y proyectos e investigación. Asimismo, tiene como objetivo principal ser un centro de referencia y consulta para todas aquellas personas que requieran información sobre el mundo Sordo, su educación, cultura, lengua, etc., ofreciéndoles una amplia variedad de material, productos y servicios en el área.

En julio del 2018, el Instituto de la Sordera traspasó el Centro de Recursos a la Fundación En Señas con el fin de fortalecerlo.